jueves, febrero 22, 2007

Él




Pablo Pîcasso,
Autorretrato (Cabeza), 1972,
lápiz y ceras de color sobre papel,
Tokyo, Fuji Television Gallery

Esta obra pude verla en la exposición "El Retrato español, del Greco a Picasso", en el Museo del Prado, año 2004, si no recuerdo mal...

Y allí me capturó el autorretrato del joven Picasso, trágico, azul, lívido, impresionado. La fragua del genio.

Unos dicen que la época azul fue tras el suicidio de su amigo Carlos, otros dicen que no tenía francos para comprar muchos colores...

En todo caso, no pude evitar comprar esta lámina que me hace compañía en muchos momentos cuando vivo en el gran foro. Me sigue con la mirada a todas partes, es como si acariciase mis movimientos, me reconforta y me hace sentir bien, me escucha. Al que viene de fuera suele incomodarle, dice que también le mira, que le sigue a todas partes y... que le desafía...


Pablo Picasso
Autorretrato, 1901



Qué decir...

Picasso, creador inimitable, pintor, escultor, ceramista, grabados, aguafuertes, etc...

Toda una vida repleta de actividad creadora, que supo compaginar sabiamente con el amor, la política, la amistad y un exultante y contagioso goce de la vida.

Famoso desde la juventud, admirado y solicitado por los célebres y poderosos, fue esencialmente un español sencillo, saludable y generoso, dotado de una formidable capacidad de trabajo, enamorado de los barrios bohemios de París, del sol del Mediterráneo, de los toros, de la gente sencilla y de las mujeres hermosas, afición que cultivó sin desmayo.

Su infancia influida y alentada por la pasión del padre, el dibujo, vocación que compartían. Pablo fue un escolar perezoso, muy distraido, pero con precoz facilidad para el dibujo que Don José, su padre, estimulaba.

Picasso es un milagro del arte y de la vida, toda su vida estuvo creando, amando, trabajando y viviendo intensamente hasta morir en 1973. Dejó tras de sí la mayor y más rica obra artística personal de nuestro siglo, y una fabulosa herencia que provocó agrias disputas hasta recaer en un ser de pacífico nombre, Paloma, su hija.