miércoles, mayo 16, 2007

Slave to love

La sensualidad en cada acto, en la voz, los movimientos, la sutilidad. Una brisa de caricias que no llegan a rozarte, una cadencia inolvidable.

La complicidad, divino tesoro, tan dificil de alcanzar...

La magia de los instantes, una explosión de espontaneidad, de frescura...

El vacio trás la batalla del amor en una bonita noche, las sábanas revueltas y vacías, los aromas que ya se desvanecen...

y...

buenas noches





Nueve Semanas y Media


Tell her I'll be waiting
In the usual place
With the tired and weary
And there's no escape

To need a woman
You've got to know
How the strong get weak
And the rich get poor

Slave to love
Slave to love

You're running with me
Don't touch the ground
We're restless hearted
Not the chained and bound

The sky is burning
A sea of flame
Though your world is changing
I will be the same

Slave to love
Slave to love
Slave to love
Slave to love

No-I can't escape
I'm a slave to love

The storm is breaking
Or so it seems
We're too young to reason
Too grown up to dream

Now spring is turning
Your face to mine
I can hear your laughter
I can see your smile

Slave to love
Slave to love
Slave to love
Slave to love

No-I can't escape
I'm a slave to love

Dile que la estaré esperando
en el lugar de siempre
con el cansancio y cansado
y no hay escapatoria

Al necesitar una mujer
tienes que saber
como el fuerte se hace débil
y el rico se hace pobre

Esclavo del amor
Esclavo del amor

Estas corriendo conmigo
No toques el suelo
Estamos agitándonos
Sin cadenas ni ataduras

El cielo se quema
En un mar de llamas
Aunque tu mundo cambie
yo seré el mismo

Esclavo del amor
Esclavo del amor
Esclavo del amor
Esclavo del amor

No, no puedo escapar
Soy un esclavo del amor

La tormenta se rompe
o lo parece
Somos tan jóvenes para decidir
crecer y para soñar

La primavera se da
vuelta hacia mi ahora
Puedo escucharte reír
Puedo verte sonreír

Esclavo del amor
Esclavo del amor
Esclavo del amor
Esclavo del amor

No, no puedo escapar
Soy un esclavo del amor






Y el hilo inevitable de las cosas invisibles que nos llevan de un punto a otro sin ser apenas distantes.

Basada en una novela de Pascal Bruckner titulada "Lunes de Fiel", dirigida, producida y escrita por Roman Polanski, Lunas de hiel es una historia tétrica y tortuosa de amor, sexo, destrucción y naufragios. Emmanuel Seigner con un potentísimo erotismo y Peter Coyote con una magistral actuación nos muestran el lado oscuro del deseo en una inquietante atmósfera entre París (siempre París...) y un crucero hacia la India.

“Eres el oyente que estaba esperando”


Con esta frase Hugh Grant comienza a enterarse de la historia de la pareja y se encamina hacia un deseo irresistible por Emmanuelle que no pasa desapercibido a su esposa, una suave y dulce muñequita de porcelana Kristin Scott Thomas que avisará a su marido:

“Ten cuidado, puedo superarte en todo”

y así será:




Lunas de Hiel

4 comentarios:

NoSurrender dijo...

Qué guapas están las dos. Pobre Hugh, ¡tenía que haber participado él también de la fiesta!

écume dijo...

Sabes que no, el papel de Hugh es perfecto, a su medida, un espectador iluso y bobalicón.

"La alegoría de la gracia y la belleza de dos ninfas reposando tras sus juegos amatorios", un hombre no pinta nada en esa escena.

Un beso, monsieur

El hombre de la Mancha dijo...

mujer de pocas palbras eh?

una mujer dijo...

¿Cuál de todas?