jueves, julio 24, 2008

Mis Relatos Semanales



TINTERO VIRTUAL CCCLV
"No te mojes la barriga"

Tuvo que ser ritman el artífice de este título... :)

Dr. Genérico

Julia está en la semana veinte de su embarazo y acude a su centro de Especialidades Pontones en Madrid. Le acompaña su madre, la futura abuela, para facilitarle a su hija los trámites administrativos y emocionarse ante la ecografía una vez más. Julia espera a la madre que va con los papeles de un lado a otro de forma inusual. La madre se sienta al lado de la hija con el rostro desencajado ya que todavía no ha asimilado la pregunta que le han hecho y que le oculta a su hija, esa pregunta que va martilleando su cerebro y su dignidad. La madre no sabe cómo decirle a su hija que su ginecólogo ya no existe, que no va a tener uno asignado y que cada vez va a ser asistida por uno diferente de la Fundación privada Jiménez Díaz, aquella que consintió tener entre sus médicos residentes a una esquizofrénica que saldó su brote psicótico con dos muertos y seis heridos, y lo peor: han perdido su Historia Clínica.

A las 12:30 entran en la consulta, Julia se inquieta al ver rostros desconocidos pero se tranquiliza a sí misma pensando que su ginecólogo está de vacaciones como ella. Se tumba en la camilla a la espera de que las ondas sonoras reboten su eco en el interior de su vientre trayendo las imágenes del bebé a la pantalla. Esta vez el transductor o sonda no resbala por el vientre sino que va a trompicones por la piel, nadie ha mojado la barriga de Julia para que la sonda pueda resbalar. El gel conductor no se ha agotado, está en su bote dispensador al lado del ecógrafo, nadie lo ha usado ni sobre su vientre ni sobre la sonda. ¿Se trata de una medida de ahorro económico porque la madre de Julia respondió a la pregunta...

- ¿la paciente es pública o privada?
- Pública... (¿?)

A las 12:40 ya han salido de la consulta, Julia se echa a llorar y la madre se dirige al departamento de Atención al Usuario donde se encuentra con una cola interminable.

[ecumedesjours indignada]

martes, julio 22, 2008

Soledad


El día que te enfrentas a una mudanza y te quedas a solas con tu equipaje y con tus cosas es cuando comprendes que estás sola. Los demás, desde lejos, te desearán buen viaje sin que una sola gota de sudor, ni una lágrima, resbale por su piel.

lunes, julio 21, 2008

¿Siguiente?¿Crucifixión?






- Next?, crucifixión?
- Yes
- Good, out of the door, line of the left, one cross each
- Next? Crucifixion?
- Uh, no, freedom…




Tengo miedo, pánico a la deshumanización que estamos alcanzando y ganándonos a pulso con nuestro silencio. La sanidad pública está desapareciendo.

- ¿Es usted paciente público o privado?
- ¿¿¿¿¿????? Verá, no entiendo su broma, necesito coger cita para mi ginecólogo
- Oh, su médico ya no está
- Uhm... ¿se ha jubilado?
- Oh, no, ha cambiado de centro
- Vaya, qué contrariedad...

La administrativa me dio la cita y en el regreso a casa iba leyendo el papel donde ponía el detalle de mi futura cita para mi revisión anual, mis pasos fueron disminuyendo al ir comprobando atrocidades como las siguientes:

Datos de la cita:
Profesional: GENERICO

Y al pie del folio:
Los datos personales quedarán incorporados a un fichero informático de la fundación Jiménez Díaz. Están sujetos a confidencialidad con garantías y reservas que dispone la Ley Orgánica 15/1999, de 13 de diciembre de Protección de Datos C.P. y la Ley 8/2001, de 13 de j(ilegible) P.D.C.P. de la Comunidad de Madrid.

- ¿Qué diablos es esto?, ¿Dónde ha quedado la libre elección de médico, especialistas y Hospitales?, ¿quién les autoriza a facilitar mis datos a una Fundación de ámbito privado?, ¿Dónde están mis médicos? ¡¡Socorro!! Regresé al Centro de Especialidades Pontones a exigir una explicación. La sra. Presidenta de la Comunidad no ha contactado conmigo ni con ningún otro ciudadano para explicarnos esto, sin embargo en otras ocasiones si que me ha enviado cartas solicitando mi voto. Sra. Aguirre, sepa usted que pienso tomar medidas ante el Parlamento Europeo ya que en este país nuestras sugerencias, quejas y reclamaciones acaban perdidos en algún cajón o en la papelera.

Atentamente

Lunes...


domingo, julio 20, 2008

Sin título

sábado, julio 19, 2008

Mis Relatos Semanales



TINTERO VIRTUAL CCCLII: GATOS



"Sargento Huck"



El gatito se acerca sigiloso y se sienta al lado del padre, frente al muchacho, y así entra en la escena de la historia que comienza a contarle. – Hijo mío, te presento al Sargento Huck –

Los jueves por la noche resultaban movidos, la gente tenía ganas de aliviarse y quitarse el peso de la semana antes del viernes. Pero era miércoles y, afortunadamente, los miércoles solían ser muy aburridos y la vagueza nos abría el apetito. Nos sorprendió ver al chino vendiendo bocadillos en una de las esquinas de Gran Vía a la altura de la madrugada del miércoles; más sorprendía la cola de clientes. Nos detuvimos y la clientela desapareció ante nuestros uniformes, pero la calma y la tranquilidad en el vendedor permanecían intactas. Hizo un gesto ceremonioso al saludarnos, bajó la cabeza y extendió sus brazos incitándonos a pedir lo que buscásemos. Miramos a su alrededor y no había mercancía, tan sólo estaba el hombre sentado en un pequeño taburete plegable.

- ¿Qué haces aquí, viejo? – le preguntó mi compañero Huck.

- Poca cosa, vengo desde muy lejos y atiendo a los que me necesitan.

- ¿Eres un shaman?, ¿acaso brujo?

- Soy un wu-yi

- ¿Qué es eso?

- Digamos que soy un hombre sabio, soy las dos cosas que preguntas y muchas más. Sé muchas cosas, sé que mañana morirás.

El padre acariciaba al gato orgulloso mientras le contaba la historia a su hijo – El sargento Huck soltó una carcajada ante aquella aseveración que el anciano había escupido sin inmutarse.

- Y, mi compañero, ¿también morirá?

- No, él cuidará de ti y de tu alma.

A mi no me hacía ninguna gracia la conversación que mantenían Huck y el viejo wu-yi. Quise interrumpirles en muchas ocasiones pero Huck estaba muy serio y me clavó unos pasos atrás de ellos con una mirada furiosa, triste y convencida. Y yo retrocedí aún más hasta dejar de escucharles.

Y llegó el jueves y el movimiento de su noche. Los jueves son más peligrosos que los viernes, la gente que sale a la calle es más adulta, con más poder adquisitivo, consumen drogas muy caras y sus armas son más sofisticadas.



Ya habíamos estado antes en redadas similares. Cuando a los compañeros de anti vicio se le ponían las cosas muy feas buscaban refuerzos entre las patrullas cercanas. Nos sorprendieron en Argüelles y acudimos a echarles un cable, el primer tiro que salió por la ventana dió en el pecho de Huck, aquellos tipos llevaban rifles para cazar osos, malditos cabrones. Pude socorrer a Huck, me pidió que hurgara en sus bolsillos y encontré un frasco diminuto con algo escrito en chino, apenas tres gotas lamió mi compañero. Un gato se acercó a olisquearnos y el olfato le guió hasta mi amigo. Huck cerró los ojos para siempre y los volvió a abrir con los del gato, se ocultó en los arbustos y esperó a que me ocupara de todo lo que me quedaba esa larga noche. Cuando volví al coche, el gato estaba ya dentro y volviamos hacía casa, pero el gato maullaba y maullaba molesto, me detuve y quise entender qué estaba ocurriendo y de pronto tuve un punto de locura y di la vuelta en dirección a la casa de mi amigo y el gato se calmó. Al llegar saltó por la ventana y cuando subí las escaleras, cuando llegué al tercer piso, el gato ya estaba dentro de la casa.

Tarde o temprano alguien podía descubrirlo, pero es una situación tan inverosímil que nunca pensé que llegaría a contarla. Siempre creí que si alguien llegara a sospecharlo antes me tomaría por loco.


viernes, julio 18, 2008

lágrimas...


... en el cielo

Buenas... noches...




martes, julio 08, 2008

Verano Dylan


Los blogs se han llenado de Bob's y Bob nos ha ambientado el verano.

Yo lo conocí con ese One More Cup of Coffee de Desire y con Romance in Durango...

Dificil elección..., aunque mejor el café para una tarde y el Romance en la noche, en ésta.



Buenas noches

No llores, mi querida
Dios nos vigila.
Agárrame, mi vida...

domingo, julio 06, 2008

Me encanta el verano




sábado, julio 05, 2008

Mis Relatos Semanales






TINTERO CCCLII: GATOS

“Buenas noches”

— ¿Sabes?, un día de estos será tu cumpleaños. Debiste nacer por estas fechas hace cuatro años y estaba pensando en los hombres, no en todos. Pensaba en los últimos hombres que han pasado por mi vida desde que tú apareciste en casa. A Jorge le causabas alergia y acabó casándose con su novia y yo volvía a partirme en pedacitos. José llegó como una luz fresca y alentadora, eso sí, todo en él era un lío, incluida su picha. Prefirió que nuestra relación fuera más duradera que un intento de pareja por lo que escogió la amistad y, claro, es de los que piensan que el sexo y la amistad no deben mezclarse. Después surgieron nuevos intentos que no pasaron de un par de citas, quizá tres, no sé... Más tarde apareció otro José, también lejano, y la distancia no da para una relación más o menos de pareja, y ahora Javier, ¿por qué le arañaste el otro día? Tú y yo nos parecemos demasiado. Hay algo que todos saben menos tú, así que escúchame. Los animales, las mascotas, acaban pareciéndose a sus dueños y compañeros y desde que vengo observando tu comportamiento estoy aprendiendo mucho de ti. En principio sueles ser arisca con la gente que a mi poco o nada me aporta. Tú detectas que tengo ganas de que se vayan, de que pierdo la comodidad en mi hogar y sacas tus uñas. Estuviste fantástica cuando tuvimos que aguantar a los sobrinos de los dueños de la casa. Dos días soportando tus bufidos, tus garras y tus dientes fueron suficientes para que se largaran antes de lo previsto. Por cierto, nunca he llegado a verte volar como decían que saltabas, ¿me lo enseñarás algún día? Aguantarles la semana completa hubiera sido insoportable para mi y agotador para ti, te estresan demasiado los desconocidos.

(Sonido de ronroneo...)


— Tengo amigos y amigas que poseen una luz especial, no sé si tú la ves también por ti misma o si lo haces a través de mis ojos y aprendes la conducta que yo ya tengo aprendida. ¿No crees que si hubieras tenido otros dueños y compañeros serías diferente?

Marta mira a su dueña que parece esperar una respuesta, abre y cierra sus párpados siguiendo el movimiento de los labios de la amiga que le hace ronronear y al cesar la caricia de la charla en sus oídos Marta comienza a lamerse una pata y con ella se peina su carita y los bigotes.

— Vamos a la cama princesa.


Marta sigue a su compañera al lavabo, le apasiona la pasta de dientes con la que se entretiene cada noche saboreando el picor agradable que le causa en su garganta, en sus ojos y bigotes, y cuando se repone de todas esas sensaciones se da cuenta de que su dueña ya duerme en la cama a puerta cerrada. Vaya, una noche más en la que no ha podido colarse en el dormitorio, mañana será otro día. Y se tumba fiel ante la puerta de su dueña, como un guardián orgulloso.

miércoles, julio 02, 2008

Buenas noches





Y buenos días en tu mañana, una flor para ti; una flor de Lis. Un lirio con los colores de la noche, los colores del recuerdo de los sueños. El discreto y suave encanto del blanco y negro, terciopelo.



A r n a u d F r i c h

Picture of lilies,
Saint-Germain- en- Laye, France, © 1998
.