sábado, enero 30, 2010

Buenas noches


Trisha Lambi

Draped in Red, 2004
Oleo sobre Lienzo, 120cm x 90cm

1 comentario:

El Museo de la Luna dijo...

Wow... Cómo le gusta el rojo pasión a esta pintora... No la conocía, pese a su realismo me parece casi expresionista. Provoca una emoción muy directa. Lo que me intriga es cómo cosifica el cuerpo, lo convierte en un objeto de deseo, eliminando el rostro de la mujer.

Dicen que cuando uno se enamora sólo quiere mirar a los ojos de la persona amada. Quien mira el cuerpo y evita los ojos, siente otro tipo de pulsiones no necesariamente conectadas con el amor...

En un hombre lo comprendería. Pero que pinte así una mujer, es muy intrigante. Quizá es que sus compradores son hombres y ella les quiere dar lo que les gusta.